Hay muchos estudios que sugieren que el agua alcalina ionizada es buena para la salud. Muchos de los minerales más importantes que necesita nuestro organismo, como el magnesio, el calcio, y el potasio, se obtienen a través del consumo de agua.

¿Qué es el agua alcalina, y cuál es la importancia del pH?

El agua alcalina posee un pH superior a 7,5 siendo lo ideal entre 8 y 9. El pH ideal del cuerpo humano es 7,5. El pH es muy importante para nuestro organismo, ya que, por ejemplo, en una infección grave, los factores inflamatorios y las toxinas son elevadas en la sangre, por lo que el pH en sangre disminuye a 7,35. En estos casos ocurre una disminución del bicarbonato a 22mg/litro, y se inicia la “acidosis metabólica”.

La mayoría de las aguas minerales poseen un pH menor a 7,5 y pueden estar contaminadas por los tóxicos de los plásticos (BPA, Ftalatos, etc…)

Estudios científicos sobre los beneficios del agua alcalina

Longevidad:

En el año 2016 fue publicado un estudio en el cual se llegó a la conclusión de que había una desaceleración del envejecimiento. Sin embargo, no podemos afirmar de forma categórica que en seres humanos alargue la vida.

Reflujo gástrico:

La enzima pepsina es fundamental para el mecanismo fisiopatológico del problema del reflujo, y responde al pH del estómago. La pepsina es estable en un pH de 7,4 y puede ser activada por la subida de los iones de hidrógeno. Un estudio publicado en el 2012 muestra que el agua alcalina con un pH 8,8 mantiene a esta enzima inactiva. Los investigadores concluyen que el agua alcalina tiene buena capacidad para desactivar la pepsina. Así el consumo de este agua es beneficioso para pacientes con reflujo, en asociación con un tratamiento médico adecuado, si el problema fuese grave.

Diabetes:

La empresa Alkanatur, en Julio del año 2016, realizó un estudio en la Universidad de Vigo, dirigido por la catedrática Anunciación Lafuente, sobre la influencia del agua alcalina ionizada en diabetes tipo I. En dicho estudio se constató una gran mejoría en apenas 2 meses de los indicadores del nivel de radicales libres en el páncreas (catalasa, tbars).

Problemas cardiovasculares:

Este estudio también demostró una disminución importante de triglicéridos en sangre. Además, otro estudio realizado por “Eisenberg et al. (1986)” demuestra una íntima relación entre la eficiencia del magnesio con las arritmias cardiacas y la muerte súbita cardiaca. Estudios más recientes también concluyen que el agua alcalina ionizada puede disminuir la presión arterial debido a la presencia de altas cantidades de magnesio.

De las jarras analizadas en el mercado, por un estudio realizado en la Universidad de Vigo, la jarra Alkanatur introduce 21,7 mg/litro de magnesio, mientras que la segunda jarra analizada de origen Coreano introduce 4,6 mg/litro. Es importante que el consumidor pida un certificado de los parámetros relativos al magnesio y al sodio. La jarra Alkanatur no introduce nada de Sodio, mientras que la otra jarra introduce 31 mg/litro además del doble de cloruros.

[amazon_link asins=’B01J7SEFB0,B01LSL0YP0,B07CYT5N26′ template=’ProductCarousel’ store=’espaciohumano-21′ marketplace=’ES’ link_id=’005910e1-ec3b-40a0-95e3-37f316dcc3cd’]

Osteoporosis:

Existe una gran relación del pH ácido con la osteoporosis. Nuestro metabolismo óseo es extremamente sensible a las alteraciones del pH sanguíneo. De esta manera, mientras más ácido es el pH, mayor es la reabsorción ósea, tal como muestran los estudios de “Burckhartd et al. (2009)”, donde el consumo de agua alcalina, parece disminuir los niveles de PTH (hormona responsable de elevar la reabsorción ósea).

Otro estudio realizado por “Buclin et al. (2001)” reveló que una dieta rica en alimentos ácidos aumenta la excreción de calcio por la orina, proveniente de la reabsorción ósea.

Higiene bucal:

Hay varios estudios donde se demuestra que las caries se desarrollan en un ambiente ácido.

 

 

Juan Carlos Novo

Experto en terapias naturales y agua alcalina ionizada

Departamento técnico Alkanatur

Alkanatur.com