Para lograr nuestro Rejuvenecimiento Fibral estamos activando progresivamente todas las estructuras fibrales de nuestro cuerpo que nos dan una nueva consistencia de juventud renovada. En el artículo anterior explicamos la estructura de nuestro árbol fibral, y hoy voy a explicar una zona de nuestro esqueleto fibral, la Comunicativa, que se conecta con el tronco del árbol fibral.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta cuando hablamos de lo fibral de nuestro cuerpo, es que esas fibras que nos recorren como filamentos de energía son portadoras de la información de vivencias que hemos terminado al 100% a lo largo de todas nuestras existencias, por lo tanto en ellas no hay ni un ápice de negrura o de densidad, ya que no queda información emocional que pueda llevarnos a enredarnos de nuevo en conflictos emocionales. Los temas emocionales que todavía tenemos que aprender nunca están en la frecuencia de lo fibral, sino en una capa de memoria celular más superficial que, al tener información emocional es portadora de la información de vejez y enfermedad. Digamos que nuestra parte Fibral es la portadora de lo que es luz y vivo en nosotros.

Cuando nos contemplamos desde nuestra estructura fibral directamente estamos conectados desde nuestras raíces y nuestros pies con el globo terráqueo y por arriba estamos conectados con los tres luminares: la luna, el sol y la estrella. Cuando nos sentimos en nuestra estructura fibral percibimos la conexión con el universo, por lo tanto, cogeremos del globo terráqueo la vibración de energía más alta que es la energía expansiva de los elementos tierra, agua y oxígeno, para nutrir la oxigenación de nuestras células.

En el caso de la Zona Comunicativa del cuerpo el elemento que le corresponde es el Agua que a su vez es el elemento del tronco de nuestro Árbol Fibral. Su color es el azul marino.

Trabajo con la comunicativa fibral

Diferenciamos dos partes:

1. La comunicativa fibral básica (sólo el cuello)

Cuando estamos en la primera imagen del cuello voy a la globalización: el globo terráqueo me dice YO, me da el YO. No es un YO de “yo puedo, yo sirvo, yo sé…”, de posesión, sino un YO de integración, de globalización: que yo soy una parte de un globo con conciencia, con sabiduría y con muy pocas palabras y muchas “visiones” (imágenes que produzco en mi mente fibral con las que creo mi realidad).

Ejercicio. La imagen con la que vamos a trabajar esta parte es el cuello lleno de YO YO YO…Pondremos la imagen en nuestro cuello 10 días durante un minuto (1´). El cuello se reafirmará, estará más rejuvenecido, más vivo y con la piel más dura.

18 Yo yo yo - Rejuvenecimiento fibral. Método TRCD

 

 

2. La comunicativa fibral con base (el cuello con las clavículas).

Para la segunda parte, el cuello con las clavículas, nuestro fibral coge las palabras más positivas que el globo terráqueo me da para hacerme crecer en la comunicación y son: el monosílabo SI que engloba la parte del tronco del cuello, la palabra MOVIMIENTO escrita en el lateral derecho, y OXIGENACIÓN escrita en el lateral izquierdo. Estas palabras, escritas en color azul marino, me tienen que ayudar a mejorar mi forma de comunicarme y también esa zona física.

Ejercicio. Se pone la imagen en el cuello 10 días, 1´, mientras se visualiza el globo terráqueo, a continuación la imagen que me he puesto y veo SI, OXIGENACIÓN Y MOVIMIENTO y cómo con esas 3 palabras se van llenando la tráquea y las clavículas. Esa sensación la voy a percibir.

Cuando esté con la gente visualizaré mi cuello con la imagen que esté trabajando en esos días.

Qué se va a lograr.

Fusionarnos a las palabras fibrales reales que ayudan al cuerpo desde el globo. En la comunicativa del globo tenemos: SI, MOVIMIENTO, OXIGENACIÓN Y YO. No hay otras palabras que alteren o rompan mis hilos fibrales. Son palabras que el globo desprende, nos las tira.

Cuanto más las digamos y visualicemos mejor, porque así vamos a regenerar nuestro vocabulario fibral.

Nota. Las imágenes para los ejercicios se pintan con bolígrafo azul marino.

 

 

Rosa Briones

Directora del Centro Mágico de Rejuvenecer TRCD

metodotrcd.com