Llega el verano. Con él el calor. Con el calor el movimiento interno profundo. Las emociones a flor de piel. Te quitas la ropa, vas más ligera y te sientes liviana. Pero, ¿qué sucede con tus emociones?

Estamos ante un momento evidente de cambio en la Humanidad. Cambio y transformación vital, guiado por la energía femenina. Cada vez son más los círculos femeninos, las uniones desde la energía sutil y nutricia que transforma desde lo interno. Reuniones en las que lo femenino está presente y se acciona hacia una transformación real. Espacios de compartir saberes y reconocerse en la otra. Lugares mágicos de conexión y espejo. Universo unido desde las células de cada presencia.

Te invito a que investigues en tu cuerpo emocional. A que nades en tus abismos emocionales y te hagas consciente y responsable de lo que sientes. ¿Qué sucede con tus emociones? ¿Cómo te identificas con ellas? ¿Qué importancia tienen en tu vida?

Trabajar con la energía femenina de forma consciente implica un cambio vital y una trans-formación de patrones del femenino. En el artículo anterior te hablaba de cómo transformar esos patrones. El siguiente paso, después de esa transformación, está en hacerte consciente de tus emociones y después neutralizarlas.

Las emociones nos ayudan a percibir nuestro interno y a conocernos. Son brújulas vitales que nos acompañan en nuestro tránsito diario. No existen emociones positivas ni negativas. Todas ellas existen por un motivo y te traen un regalo para tu transformación.

De tí depende trabajar desde la sutileza del femenino y realizar un cambio en tí a través de esas emociones. Puedes hacerlo. Todos podemos. Puedes integrar toda la fuerza de tu cuerpo emocional y dar el salto cuántico hacia la neutralidad. Una neutralidad que te lleva al equilibrio vital. Un equilibrio que te da la llave de la autorrealización, del autoconocimiento, de la plenitud y Conciencia Plena.

Todos estos pasos forman parte del “Camino de Vuelta a Casa”. Ese camino genera la propia transformación vital y te acerca a la Fuente, a lo que eres, a la disolución con el Todo y el entendimiento de lo más elevado. El camino es el avance. Tu responsabilidad es caminar ese camino, avanzar en tu crecimiento e integrar los cambios en ti hasta llegar a Casa, hasta entender que tú eres el Todo, tú eres la propia transformación tú tienes toda la fuerza y poder para manifestarte con Alegría y Plenitud.

Hoy te invito a acompañarte en esa transformación emocional. Te invito a reconocerte y desidentificarte de tu emoción. A abrazarla y caminar. A crear una realidad de crecimiento y avance vital.

Te propongo los siguientes pasos para neutralizar tus emociones:

1.- Todas las noches, antes de acostarte, tómate al menos 5 minutos para conectar con la emoción más importante del día.
2.- Entra en la emoción, siéntela, bucea en ella y permite que su manifestación sea lo más expansiva posible.
3.- Cuando esa emoción esté anclada en tí, vuelve a tu respiración. Respira y observa cómo la emoción se diluye.
4.- Si vuelve la emoción, vuelve otra vez a tu respiración. Las veces que haga falta. Repite tan-tas veces como aparezca la emoción. Cada vuelta a tu respiración te permite integrar la emoción.
5.- Realiza un anclaje emocional, escribiendo cómo ha sido el proceso de los 4 puntos anteriores. Repite este ejercicio diariamente hasta que forme parte de tu rutina diaria. Cuando hayas creado el hábito, serás capaz de neutralizar tus emociones y sobre todo, utilizar toda la energía que generan en tu propio beneficio y avance vital.

Y recuerda… Eres creadora de tu propia realidad.

Ama y Disfruta!

 

También te puede interesar:

RETO FEMENINO: CONEXIÓN INTERNA

COMUNICACIÓN: INTUICIÓN FEMENINA

CÓMO TRANSFORMAR TUS PATRONES CON EL FEMENINO

 

Tuty
Periodista, Formadora en Desarrollo Personal
Creadora de Mindfulness&Coaching by Tuty®
Creadora del Reto Femenino by Tuty®